Bilingüe

images (21)

 

Karl, un amigo francés, iba por primera vez al dentista. Cogió una revista, sin entender lo que decía. Pasó página por página,  hasta el final. Luego siguió con un par más, hasta que gritaron su nombre. Ingresó.  Se recostó. Le dieron instrucciones, pero siguió sin entender. Una mano por detrás le colocó un aparato para mantener la boca abierta, dificultandole tragar saliva. Le colocaron un aspirador y estuvo más tranquilo. Luego, con un instrumento parecido a las tenazas, forcejearon fuertemente, hasta que se rindió.

Mi amigo francés además de perder la lengua, ahora vive en otro continente y cambió, sin dificultad, de lengua; el español.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s